Kokedamas, técnica milenaria

Seguramente has visto en más de una revista de decoración estas bolas de musgo que se han convertido en tendencia en los últimos años.

Pero, ¿Qué es un kokedama?

Un kokedama, NO es una especie de planta, es una técnica.

Es un procedimiento de origen japonés que permite desarrollar plantas, tanto de interior como de exterior, de una manera muy original.

Kokedama (Koke= musgo + dama= bola) significa “bola de musgo”. Se trata de una técnica japonesa que se basa en rodear las raíces de las plantas con una mezcla de sustrato especialmente pensado para cada especie y musgo. Éstos le dan los nutrientes necesarios a la planta para su crecimiento, ayudan a retener mejor la humedad y a darle la contención que las raíces necesitan, ya que esta bola reemplaza a la maceta tradicional.

Esta técnica, es muy parecida a la del bonsái, de hecho, es un descendiente de este. Se calcula que se trabaja en Japón desde hace unos 500 años, pero no se hizo mundialmente conocida sino hasta la década de los 90’s del siglo pasado. La similitud con el bonsái no es solo de su origen, sino con la técnica de retener las plantas en una pequeña porción de tierra, pero los cuidados de los kokedamas son muchos más sencillos.

Pueden crearse kokedamas de cualquier planta, como flores, plantas de interior, inclusive cactus o plantas carnívoras, sin embargo, las que mejor se adaptan al musgo son aquellas llamadas de interior. Estas son de crecimiento lento, requieren poco sol, lo cual es bueno para el musgo- que requiere cierta humedad y oscuridad para mantenerse verde y bonito- por esto las suculentas o crasas no son muy compatibles con esta técnica, por la gran cantidad de sol y poca agua que requieren.

Pero para que te vamos a mentir, al momento de hacer kokedamas el cielo es el límite, tu pregunta que planta quieres y la puedes tener en una linda, natural y “moderna” bola de musgo.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *